Comienza el estudio que trazará las estrategias y políticas de la bioeconomía en el país

  • 9/18/2017

La directora ejecutiva de BIOINTROPIC, Claudia Marcela Betancur, acaba de firmar el acuerdo con el que se da inicio al “Estudio de bioeconomía como fuente de nuevas industrias basadas en el capital natural de Colombia”, que servirá de base para el desarrollo de estrategias y políticas a nivel nacional. El estudio, que cuenta con la financiación del Banco Mundial, está enmarcado en el programa Misión Crecimiento Verde del Departamento Nacional de Planificación, DNP. 


“Colombia, a pesar de ser el segundo país en biodiversidad en el mundo, hoy no cuenta con una política definida que potencie la bioeconomía. Este estudio se convierte en la gran oportunidad de realizar planteamientos de política que permitan generar nuevos canales de crecimiento para el país, la generación de empleo calificado, atracción y retención de talento internacional, nuevas empresas basadas en conocimiento que valorizan y hacen uso sostenible de la biodiversidad, así como la incorporación de la biotecnología moderna”, indicó Betancur. 


BIOINTROPIC es la entidad encargada de coordinar el estudio en el que también participan la universidad EAFIT y la consultora española SILO, con el apoyo de la Universidad de Medellín y la Corporación Universitaria Lasallista. Según señaló la directora de Biointropic, “Colombia no debe ser ajeno a las tendencias de desarrollo sostenible e innovación industrial en el mundo así como a retos como el cambio climático, la seguridad alimentaria o el abastecimiento de agua potable. La biotecnología se presenta como una importante parte de la solución y es por ello que los diferentes actores involucrados debemos apostar por este sector. Medellín ya lo está haciendo. La ciudad ha venido generando un liderazgo en innovación con iniciativas como la creación del primer Centro de negocios de Biotecnología del país, Biointropic”. 

El primer estudio de esta magnitud 

La directora de BIOINTROPIC destacó que es la primera vez que se realiza un estudio de bioeconomía de esta envergadura en nuestro país. “Hasta el momento Colombia contaba con otros esfuerzos importantes que han contribuido a diseñar una guía en el sector de la bioeconomía, pero ningún estudio de este nivel”. 

En la primera fase del estudio se analizarán, entre otros ámbitos, las bioeconomías líderes en el mundo y sus sectores prioritarios para identificar factores claves de éxito para Colombia; el análisis de los sectores que más han crecido en el país con oportunidades de incorporar biosoluciones; las capacidades existentes de investigación y desarrollo en las regiones; y casos de éxito de países con condiciones similares a las del país para valorizar su biodiversidad. 

Al término de esta fase, con una duración de 2 meses, el estudio incluirá los sectores que se deben priorizar para invertir, producir, innovar y comercializar productos y servicios que aprovechen la biodiversidad colombiana, con el fin de promover el crecimiento económico, la competitividad y la diversificación de la economía nacional. La segunda fase se enfocará en las propuestas de estrategias y recomendaciones de políticas que contribuyan a posicionar los sectores más importantes para la bioeconomia colombiana. 

Colombia, el segundo país con mayor biodiversidad 

Colombia es el segundo país en el mundo con mayor biodiversidad después de Brasil. El país cuenta con más de 50.000 especies (de las que más del 70% son plantas, algas y líquenes) con grandes posibilidades para ser empleadas en sectores como el de la biomedicina y la biocosmética. 

En 2032, Colombia será reconocida como líder en el desarrollo, producción, comercialización y exportación de productos de alto valor agregado derivados del uso sostenible de la biodiversidad. “Este estudio es el comienzo y materialización de esta gran meta del Gobierno Nacional que generará progreso para el país y los colombianos, de manera estratégica y sostenible”, señaló Betancur.